lunes, 19 de noviembre de 2007

Hormigas a la vista


Todo se ve diferente desde la planta 27 de un hotel de lujo. Las lucecillas son microcerillas encendidas, perennes y en movimiento. El ruido de la ciudad (la prueba de que hay vida en ella) llega muy apagado. Los horizontes se amplían y se acercan más a tu mano. Y las personas se han convertido en hormigas.

Es imposible quitarse de la cabeza la idea de que los ricos viven por encima de nosotros si se pueden permitir pagar una habitación en la planta 27 de un hotel de lujo, con acceso restringido y trato exclusivo. Ellos, los ricos, ven siempre a las personas como hormigas en un terrario. Estudian y controlan sus movimientos. Sus flaquezas y sus puntos fuertes. Pueden incluso aplastarlas, porque ni siquiera las conocen: las hormigas, al fin y al cabo, son todas iguales, es imposible encariñarse con una en especial.

Es poco probable que los ricos puedan vernos de otra manera, puesto que siempre escogerán la habitación más alta del hotel de lujo. Y desde allí arriba, todos somos hormigas. Y en hormigas nos convertimos.

Cuando llegué a mi casa, en una humilde planta baja, todo volvió a su lugar: las luces de la calle dejaron de ser luciérnagas para inmiscuirse en mi comedor; el ruido llegaba con todos sus decibelios, ni uno más, ni uno menos; y las personas recuperaron su tamaño y su dignidad.

Todo iba bien, hasta que entré en la cocina: había un ejército de hormigas intentando adentrarse un bote de melocotón en conserva que había hecho mi madre. Atraídas por el olor dulzón del almíbar, fueron capaces de recorrer toda la cocina para llegar hasta la estantería de las conservas. ¡Y claro, las tuve que aplastar a todas para que no acabaran con mis reservas!

Y ahora no sé que soy, si hormiga o oso hormiguero.

5 comentarios:

Peter Parker dijo...

eso, como siempre, depende de quién o qué sea tu referencia

al dijo...

Hormigo, porque las tenías en el bote (o casi).

humo dijo...

A ratos y a veces...

Anónimo dijo...

¿Ha languidecido el Equipo T?

Scarlet Ojala dijo...

Estamos de paréntesis, pero volvemos a la carga soon!